¿Por qué seguir este proceso político?

Por Ian Mackinnon (*)

 

Con un trabajado proceso de inscripción de las listas y candidaturas para elegir a nuestros representantes a la Convención Constituyente en el Servicio Electoral

-que culminó el lunes 11 de enero aunque recibió una prórroga por parte del Servel hasta el jueves 14-, se inició formalmente en Chile el inédito proceso de discusión para redactar y ofrecer a la ciudadanía una propuesta de nueva Constitución. La que además será redactada a través de 155 convencionales constituyentes elegidos democráticamente.

El énfasis en torno a la inscripción es relevante. Tras la confirmación del Servel respecto de la composición de las 79 listas, los miles de candidatos y candidatas, comenzaron una etapa de campaña electoral que se pronostica muy activa, aunque ajustada a las restricciones propias de la condición sanitaria que nos fija la pandemia del Coronavirus. En ese sentido, las candidaturas, partidos y movimientos van a priorizar la transmisión de sus programas y mensajes a través de conversaciones en las redes sociales.

Siempre interesados de la agenda pública, en Azerta hemos decidido incorporar a nuestro trabajo este 2021, el seguimiento del proceso constituyente. Es un desafío que comenzamos los primeros días de enero, con el levantamiento sistematizado de información pública de los candidatos y candidatas a la Convención. Luego de la confirmación oficial del Servel, decidimos seguir los temas y comunidades que predominan en sus conversaciones virtuales, como una forma de anticipar temas y expectativas en torno la redacción de la nueva Constitución.

Y, si bien sólo serán 155 quienes finalmente nos representen en la Convención Constituyente, la experiencia que nos dejó el proyecto Candidaturas Chile los años 2017 y 2018, nos confirmó la importancia de conocer al grupo mayor, es decir, al universo de candidatos y candidatas que, por lo general, queda desatendido de los análisis en favor de los ganadores. ¿Por qué?, se preguntarán ustedes; porque es muy probable que quienes no consigan los votos suficientes el próximo 11 de abril, mantengan en alto su interés de involucrarse y plantear urgencias en la discusión de futuros temas políticos. Es por eso que se hace tan relevante estar atentos a las diversas discusiones virtuales que iremos desmenuzando en esta plataforma y que captarán la atención mediática de los chilenos en los próximos meses.

(*) Cientista Político de la Universidad Católica de Chile y Master of Science International Public Policy de University College London de Inglaterra. Socio de Azerta.