Mejores prácticas para la Ley de Lobby

En su primer webinar del año 2021 titulado “Ética y transparencia en el relacionamiento con autoridades”, AmCham Chile invitó a sus socios para compartir experiencias y recomendaciones sobre estándares de ética para una cultura de mayor transparencia entre las organizaciones. Los expositores, todos reconocidos actores en la materia, también profundizaron en temáticas como el financiamiento ilegal de la política, la experiencia internacional en temas de lobby y compartieron buenas prácticas para el relacionamiento entre autoridades y sector privado, siempre asegurando la ejecución de altos criterios de transparencia.

 

Organizadores: la jornada fue organizada por el Comité de Gobierno Corporativo y Compliance de AmCham.

Quiénes fueron los oradores: el panel de conversación estuvo compuesto por Carlos Gajardo, abogado socio de Gajardo y Norambuena, Cristina Bitar, socia de Azerta, y Alberto Precht, Director Ejecutivo de Chile Transparente. Además, la moderadora fue Karen Poniachik, Directora del Centro Global de la Universidad de Columbia y consejera AmCham Chile.

 

Carlos Garajardo y los dos puntos vitales de su charla:

1. Analizó la entrada en vigencia de la Ley de Lobby en Chile y los aspectos que regula como las reuniones de representantes de empresas con autoridades, los viajes y la entrega de regalos, entre otros. El abogado aseguró que la normativa es insuficiente para regular esta actividad de influencia, producto de las limitaciones que tiene respecto al registro de reuniones, la poca fiscalización y la falta de sanciones en consecuencia de algún acto de corrupción.

2. Hay otro déficit preocupante, ya que la Ley de Lobby no estableció una autoridad que tuviera un poder relevante para fiscalizar su ejecución. Esto implica además que exista una falta en temas de sanciones. Y cuando una norma no se castiga, dista mucho de ser una norma jurídica.

 

Cristina Bitar y los dos puntos vitales de su charla:

1. Realizó un balance positivo de los seis años de entrada en vigencia de la Ley 20.730, señalando que producto de la ley hubo un cambio cultural importante para las empresas y el relacionamiento con las autoridades.

2. Coincidió en los aspectos a mejorar de la norma, entre ellos que las agencias de Lobby conviven con un universo enorme de actores que entran en la categoría de gestores de intereses particulares. El tema es que, al final, la diferenciación no tiene relevancia práctica. Durante el año pasado, el 94,6% de los participantes de audiencia entró en la categoría de gestor. Y aquí entran no sólo los ejecutivos de empresas sino que muchas veces las cámaras profesionales, los estudios jurídicos, consultoras de diverso tipo, pero ninguna se define como lobistas, que es la que declara recibir una remuneración específica por la gestión. Aquí hay un aspecto a debatir, en el sentido de evaluar si este aspecto de la ley está cumpliendo con su propósito o no. Al mismo tiempo, aseguró que la usabilidad en el Congreso podría perfeccionarse. Aquí hay un espacio de mejora donde la Cámara de Diputados y el Senado podrían avanzar en, por ejemplo, dar una respuesta más expedita a las solicitudes de audiencias.

 

 Alberto Precht y los dos puntos vitales de su charla:

1. Explicó que regular el lobby es complejo y que no son más de 20 los países en el mundo que cuentan con una Ley de Lobby y Chile es uno de los países que cuenta con esta regulación. Además, asegura que nuestro país es uno de los más admirados respecto a su normativa, aunque por supuesto no es perfecta.

2. El Director Ejecutivo de Chile Transparente aseguró que existen aspectos a mejorar, entre ellos la diferenciación entre lobbista y gestor de interés particular, algo que no debería existir.

 

Conclusión final: Paula Estévez, Gerenta General de AmCham Chile concluyó que para la Cámara es relevante que sus socios analicen estas materias y participen en estos encuentros para compartir experiencias y buenas prácticas en materia de Gobierno Corporativo y Compliance.

Puedes ver el webinar completo aquí: